Artículos
Culinarios
Categoría: Nutrición

Elige la mejor grasa para cocinar

Como sabemos que te preocupas por tu salud, en Gastronómica Internacional te contamos qué grasa utilizar en tus preparaciones culinarias

Cocina saludable mejor grasa para cocinar

¿Alguna vez te has preguntado cuál es la mejor grasa para cocinar? Al respecto, existen muchas opiniones. Algunas personas dicen que el aceite de canola merece esa distinción, otras prefieren el aceite de oliva y unas más, el aceite de coco. La pregunta es: ¿quién tiene la razón? En Gastronómica Internacional profundizamos en el tema y te explicamos qué dice la evidencia científica para que tomes una buena decisión.

La Escuela de Medicina de Harvard [institución reconocida por sus investigaciones en materia de salud] explica que una dieta correcta no es aquella que incluye muy pocas grasas, sino la que, con una ingesta moderada, cuida el tipo de grasa a consumir.

Es decir, tu cuerpo necesita este nutrimento, pero cada vez hay más evidencia sobre el cuidado de la calidad y no sólo de la cantidad que ingerimos.

A continuación podrás comparar las cantidades de grasa contenidas en cada uno de estos aceites, así como las ventajas y desventajas de su uso en situaciones específicas.

Aceite de canola

  • Ventajas: es el más económico, rico en grasas poliinsaturadas [omega-6], pero también en monoinsaturadas y su sabor se conserva estable al aumentar la temperatura.
  • Desventajas: en las preparaciones frías no tiene un sabor agradable.
  • Composición: 6% grasa saturada, 32% poliinsaturada y 62% monoinsaturada.

Aceite de oliva

  • Ventajas: disminuye la concentración sanguínea de colesterol total y colesterol LDL; un consumo de 4 cucharadas diarias de este aceite reduce el riesgo de un infarto al corazón hasta en un 82%, favorece el control de la presión arterial y disminuye el riesgo de cáncer de colon
  • Desventajas: disminuye su sabor a temperaturas de salteados y frituras, y tiene un mayor costo.
  • Composición: 17% grasa saturada, 11% poliinsaturada y 72% monoinsaturada.

Aceite de coco

  • Ventajas: al contar con grasas saturadas de cadena media, se observa que aumentan las concentraciones de colesterol HDL. Tiene una menor oxidación y punto de humeo más elevado [temperatura en la que los ácidos grasos comienzan a degradarse].
  • Desventajas: eleva las concentraciones de colesterol LDL y triglicéridos y tiene una mayor concentración de calorías.
  • Composición: 92% grasa saturada, 2% poliinsaturada y 6% monoinsaturada.

Aunque el aceite de coco se ha puesto de moda, la Organización Mundial de la Salud [OMS] recomienda un consumo limitado de este aceite, pues la evidencia apunta a que no es adecuado para la salud del corazón.

Por otro lado, los beneficios del aceite de oliva han sido ampliamente estudiados y probados; sin embargo, su costo y la pérdida de sabor a temperaturas de cocción, no justifican su uso exclusivo.

Finalmente, el aceite de canola, es un producto con un muy bajo aporte de grasas saturadas y una buena relación entre las grasas poliinsaturadas y monoinsaturadas, convirtiéndose en una buena opción para utilizar en la cocina, sobre todo en las frituras, pues es más económico y tiene una excelente relación salud-costo.

Nuestra recomendación es la siguiente: utiliza aceite de oliva como aderezo y limítalo en caliente, especialmente en frituras; en ese caso es mejor utilizar aceite de canola por su composición y costo. En cuanto al aceite de coco, la evidencia no justifica su costo y utilización así que te recomendamos limitar su uso lo más posible.

Si quieres aprender más secretos sobre las grasas y elegir la mejor para cocinar, acércate a nuestro curso de nutrición online, en él, aprenderás deliciosas preparaciones y secretos para mejorar tu salud.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *