Artículos
Culinarios
Categoría: Recetas

Receta navideña: Crumble de fresa con chocolate

Sorprende a tu familia esta Navidad con un exquisito crumble, postre originario de Gran Bretaña que es muy fácil de preparar.

Recetas cocina crumble de fresa con chocolate

El crumble es un postre originario de Gran Bretaña y la palabra significa literalmente desmoronar, ya que se consigue al desmigar la mezcla de harina o galletas en trozos y mantequilla. Se cree que esta receta surgió tras las Segunda Guerra Mundial como una opción alimenticia que requería pocos ingredientes.

Es una receta fácil y exquisita, que se puede aderezar con distintas frutas;  normalmente se seleccionan aquellas que le dan un toque ácido para equilibrar los sabores.

En Gastronómica Internacional te proponemos hacer un crumble de fresa con chocolate en esta temporada navideña y compartirlo con quien más quieras.  Aprende a cocinarlo en nuestros cursos de repostería online.

Crumble de fresa con chocolate

Tiempo de preparación: 60 minutos
Rendimiento: 4 porciones

Ingredientes para la compota de fresa

600 gramos Fresa
15 mililitros Extracto de vainilla
30 gramos Azúcar mascabado
40 gramos Mantequilla

Ingredientes del crumble

160 gramos Mantequilla
160 gramos Azúcar
155 gramos Harina
40 gramos Cocoa

Utensilios

  • Boles (varios)
  • Tamiz
  • Tabla para cortar
  • Cuchillo de chef
  • Escurridor
  • Moldes de porcelana individuales para horno
  • Sartén
  • Miserable
  • Charola
  • Rejilla
  • Cuchara

Procedimiento

  1. Lavar las fresas y retirar las hojas.
  2. Cortar las fresas en cuartos o mitades según el tamaño de éstas.
  3. Saltear las fresas en una sartén con el azúcar mascabado, el extracto de vainilla y 40 gramos de mantequilla;  a esto, se puede agregar nuez troceada. Reservar.
  4. Cortar en cubos los 160 gramos de mantequilla.
  5. Cernir la harina, la cocoa y el azúcar.
  6. Mezclar los polvos con la mantequilla usando la punta de los dedos hasta alcanzar una consistencia de ‘arena gruesa’.
  7. Colocar las fresas salteadas en el molde de porcelana y crear una especie de cama al fondo. Usar una cuchara para hacerlo.
  8. Rellenar los moldes con el crumble y cubrir toda la superficie hasta que las fresas del fondo no se vean.
  9.  Colocar los moldes sobre una charola.
  10. Hornear durante 25 o 30 minutos a 180ºC o hasta que la corteza esté dorada.
  11. Retirar del horno y dejar entibiar sobre una rejilla.
  12. Servir y degustar. Se puede acompañar con una bola de helado de fresa o chocolate.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *