Receta: Jengibre encurtido

Receta: Jengibre encurtido

Cocina01 / 03 / 2018

Recetas de cocina jengibre encurtido Desde la antigüedad, las raíces son un ingrediente básico e indispensable en la gastronomía. Su uso es importante por su aporte alimenticio y el gran sabor que dan a la comida. Un buen ejemplo de esto es el jengibre, raíz proveniente de Asia. La planta del jengibre se siembra especialmente en la sombra y alcanza un metro de altura como máximo, sus hojas son delgadas y su flor, amarilla. Después de seis meses, se extrae la raíz, la cual tiene una textura firme y crece en forma de nudos gruesos. Con la finalidad de conservar mejor su aroma y frescura, se deja secar por varios días para después ser utilizada en distintos platillos, ya sean dulces o salados. El jugo que se obtiene de la ralladura de esta raíz genera un peculiar aroma y sabor a lo que se le agregue. El gari o jengibre encurtido es uno de los acompañamientos irremplazables del sushi, el sashimi y otros platos de la cocina japonesa. Se usa con la intención de limpiar el paladar al cambiar de un pescado o marisco a otro. Normalmente, el jengibre encurtido se puede encontrar en las tiendas especializadas de comida oriental, pero en Gastronómica Internacional te enseñamos una receta fácil para cocinarlo. Recuerda que ésta y otras recetas exquisitas te esperan en nuestros cursos de cocina online. Conócelos y aprovéchalos.

Jengibre encurtido

Tiempo de preparación:  1 hora
Rendimiento:  5 porciones

Ingredientes

100gramosRaíz de jengibre
70mililitrosVinagre de arroz
70mililitrosAgua
10gramosAzúcar refinada blanca
3gramosSal

Utensilios

  • Tabla para picar
  • Mandolina o cuchillo
  • Olla
  • Cuchara metálica
  • Bote de vidrio con tapa

Procedimiento

  1. Lavar y desinfectar las superficies y los utensilios.
  2. Lavar muy bien la raíz de jengibre con agua y jabón, ya que puede contener residuos de tierra.
  3. Pelar el jengibre con una cuchara metálica.
  4. Con la mandolina o el cuchillo, sacar láminas delgadas de jengibre y reservar.
  5. En una olla, poner el vinagre de arroz, el azúcar, el agua, la sal y el jengibre laminado. Dejar hervir a fuego lento.
  6. Retirar del fuego y dejar enfriar.
  7. Poner el jengibre hervido en el bote de vidrio muy bien tapado y mantener en el refrigerador hasta su consumo. Para una mejor conservación, esterilizar previamente el bote de vidrio y la tapa en agua hirviendo.

Tips del chef

  1. Puedes aromatizar un licor de Sake o Vodka si pones un poco de este jengibre dentro de la botella. En una semana, desprenderá un aroma único.

Deja un comentario

Los campos obligatorios están marcados con *